Guillermo Scully

Guillermo Scully

Guillermo Scully

Neosurrealismo Lúdico.

viernes, 4 de febrero de 2011

Les comparto uno de los poemas favoritos del maestro. Desde el profundo dolor por su partida y hasta la esperanza de que encontrarlo en otra fase, en otro sueño, en otra vida. Por la dicha de haber compartido su alegría y como agradecimiento al Gran Ser por todo...
D.E.P. Guillermo Scully Fuentes. 04-Febrero-2011


ÍTACA.
Cuando salgas de viaje para Ítaca,
desea que el camino sea largo,
colmado de aventuras, de experiencias colmado.
A los lestrigones y a los cíclopes,
al irascible Posidón no temas,
pues nunca encuentros tales tendrás en tu camino,
si tu pensamiento se mantiene alto, si una exquisita
emoción te toca cuerpo y alma.
A los lestrigones y a los cíclopes,
al fiero Poseidón no encontrarás,
a no ser que los lleves ya en tu alma,
a no ser que tu alma los ponga en pie ante ti.

Desea que el camino sea largo.
Que sean muchas las mañanas estivales
en que -¡y con qué alegre placer!-
entres en puertos que ves por vez primera.
Detente en los mercados fenicios
para adquirir sus bellas mercancías,
madreperlas y nácares, ébanos y ámbares,
y voluptuosos perfumes de todas las clases,
todos los voluptuosos perfumes que te sean posibles.
Y vete a muchas ciudades de Egipto
y aprende, aprende de los sabios.

Mantén siempre a Ítaca en tu mente.
Llegar allí es tu destino.
Pero no tengas la menor prisa en tu viaje.
Es mejor que dure muchos años
y que viejo al fin arribes a la isla,
rico por todas las ganancias de tu viaje,
sin esperar que Ítaca te va a ofrecer riquezas.

Ítaca te ha dado un viaje hermoso.
Sin ella no te habrías puesto en marcha.
Pero no tiene ya más que ofrecerte.

Aunque la encuentres pobre, Ítaca de ti no se ha burlado.
Convertido en tan sabio, y con tanta experiencia,
ya habrás comprendido el significado de las Ítacas.



C. P. Cavafis
Poemas
Traducción y prólogo de Ramón Irigoyen
Seix y Barral, Barcelona, 1994

miércoles, 26 de enero de 2011

Ítaca



En las décadas del “camino a Ítaca”, Guillermo Scully ha reflejado su vasta experiencia, aventuras por los salones de baile y admiración por el silencioso lenguaje de los cuerpos danzando, con la cadencia que les da la música en la pasión de un tango, con el carácter caribeño de la cumbia o la elegancia del danzón, y desde la musicalidad que corre por las venas de las distintas razas, mostrando rasgos, volúmenes y colorido.
Sin temer a lestrigones, ni a cíclopes nocturnos hace sus rigurosas visitas a las tres, cuatro o hasta 7 casas, desde el café hasta los salones de baile fuente de su inspiración, y en el largo camino de los días y noches que con placer y alegría se reúne con amigos o parroquianos, ha pasado por “puertos” conocidos y desconocidos deteniéndose en los que son de su interés para tomar aquello que le llena el alma y la memoria y vaciarlo en el lienzo, porque un artista plástico puede ser un solitario, sin embargo, su obra habla por sí misma de los sinsabores, alegrías y experiencias que le van dejando las vivencias de su trayecto a Ítaca.
Hoy, solo presentamos un fragmento del viaje que esperamos disfrutes.

Chat

jueves, 9 de septiembre de 2010

Su técnica.



Fragmento de la obra "Estela del danzón".

Fragmento de tríptico "Ritmos totémicos".


Fragmento de "Bolero".




Fragmento de obra "Aquí estamos".


La técnica usada en la mayoría de las obras es acrílico sobre papel o sobre tela, en distintas dimensiones que van desde formatos pequeños hasta murales completos. Los temas de bailongos y orquestas son lo más conocidos, más también tiene algunos totems y dibujos con el salvajismo y arrebato con que también puede darse a conocer. Con ese que le surge del café express que tanto gusta de tomar, con la inspiración que le da de pronto un mezcal o alguna de sus comidas favoritas y con ese humor de pronto amable y a veces salvaje cual si se redescubriera como persona y como artista. En blanco y negro, en colores vivos, como la sobriedad y los claro-oscuros de la vida, como el color de la sonrisa y los buenos momentos.


ADR (Chat).

lunes, 26 de julio de 2010

Cuando la musa lo encuentra trabajando...

He visto trabajar a muchas personas, más ver trabajar a alguien en lo que realmente le gusta es un verdadero éxtasis. Es ese momento de intimidad en el que tenemos total comunicación con nuestro espíritu y que pocas veces deseamos compartir.

El proceso creativo del artista es algo que me asombra realmente, ver como fluyen las ideas en instantes para ir componiendo con formas un obra que no puede describirse con palabras. La energía o la suavidad del trazo... Es música fluyendo en colores y líneas sobre un lienzo o un papel.
video